Microinjerto Svenson: junio 2017

« abril 2017 | Inicio

junio 2017

06/21/2017

¿Implante de pelo en verano? cómo planificar una operación

La mayor disponibilidad de tiempo hace que muchas personas se planteen realizar un implante de pelo en verano. Aunque el microinjerto es una cirugía ambulatoria (es decir, que no requiere hospitalización), conviene planificar la fecha de la intervención atendiendo al calendario laboral del paciente o a sus compromisos académicos. De hecho, muchos estudiantes -especialmente los de carreras largas y oposiciones- consideran que el estrés de las épocas de exámenes condiciona su salud capilar y aprovechan el periodo de vacaciones para buscar una solución permanente a su problema de pérdida de pelo. Contrariamente a lo que se suele pensar, el microinjerto no es una opción acotada a la edad madura, sino que la demanda de implante capilar para jóvenes se ha disparado en los últimos tiempos. Según datos de Svenson, el número de estas intervenciones se ha incrementado en más del 45% en el último año. De ellos, el 35% se realizaron en personas de entre 26-35 años; mientras que un 27% de los que se sometieron a esta cirugía se encontraba en la franja de edad de 36-45 años. Por tanto, la mayor parte de los pacientes que recurren a los implantes de pelo son menores de 50 años.

Otro aspecto a tener en cuenta es que el microinjerto no se limita solo a la repoblación de la zona de la cabeza sino que también se ha producido un incremento de microinjertos en otras áreas corporales como las cejas o la barba (este último muy asociado a la tendencia hípster). La técnica es la misma que se emplea en la cabeza y, al igual que en ella, el resultado obtenido es sumamente natural, lo que la convierte en una solución muy efectiva.

Teniendo en cuenta todo ello, las vacaciones se perfilan como un excelente momento para planificar esta intervención y, de hecho, toda clínica de implantes en España experimenta un aumento de la demanda de microinjertos en esta época del año. Se trata de un tipo de cirugía que se realiza de forma ambulatoria (su duración oscila entre las 3 y las 5 horas, dependiendo de cada caso concreto y, sobre todo, de la zona a tratar) y es prácticamente indolora, pues se realiza bajo anestesia local, así que el paciente puede hacer su vida normal tanto antes como después del implante capilar.

Continuar leyendo "¿Implante de pelo en verano? cómo planificar una operación" »